everyday is like sunday

Esta mañana había otro concierto de jazz en la plaza que tenemos al lado de casa. Nos hemos levantado tarde, como se debe un sábado, y hemos bajado a desayunar escuchando música con un café y un buen croissant. Había nubes en casi toda la ciudad… pero curiosamente, justo sobre la plaza, había un enorme claro y el sol nos daba calorcito. Como si supiera que en ese lugar debía dar lo mejor de sí mismo para que no pasáramos frío.

Y allí me he encontrado con una ex-compañera de trabajo que ahora está en una librería de Barcelona. A. sigue tan radiante como siempre. Nos ha contado que la semana pasada estuvo con Haruki Murakami y le firmó su ejemplar de After Dark, y también que ha hecho un curioso descubrimiento de la cultura japonesa: los netsuke, unas pequeñas piezas de arte que antes tenían una función más práctica. Los kimonos no tenían bolsillos, así que usaban cuerdas en las que colgaban sus pertenencias, y los netsuke servían de contrapesos para que fuera más fácil cargar con todo. Ahora son piezas muy valoradas y cotizadas, y las mejores pueden costar mucho dinero.

Esta tarde cuatro horas de trabajo y empieza el fin de semana “de verdad”. Hoy no era domingo, pero casi.

Anuncios

~ por cahiersducinema en marzo 21, 2009.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

 
A %d blogueros les gusta esto: